Meditando con los números del año 2021

CONSIDERACIÓN MEDITATIVA CON LOS NÚMEROS DEL AÑO 2021

Un año para tomar conciencia de la conexión y desconexión que podemos vivir en nuestro día a día. De cómo podemos traer la conciencia, minuto a minuto, respiración a respiración, trayendo a cero la desconexión, eliminado la duda, que produce  aislamiento

Un año para considerar los números reflejados en el año: 2+1=3, 2+0+2+1=5

3 es la acción que lleva el uno (21)

En el año que comienza nuestros 5 sentidos podrían servir al alma, al 1, ayudados por nuestras potencias: inteligencia (4) memoria (3) voluntad (1): nuestra inteligencia y memoria, unida a la voluntad de servir al alma.

La inteligencia del alma que recuerda siempre a Quien pertenece y este reconocimiento activa la voluntad para una acción dhármica

Podemos practicar la escucha asociada al número 5, centrándola en nuestro ser, escuchar el propio latido, conectado a la madre tierra, conectado al mundo.

Integrar el vacío en medio del tiempo que vivimos, humildemente. Un tiempo se va y todo lo que fue se convierte en semilla -1- del tiempo que comienza unido al alma, al EK.

Reconocer todos los momentos en el tiempo de este año que se va en que hemos traído a cero nuestra desconexión del EK, del Uno primordial, la doble negación que nos facilita venir a nuestro Ser, que comparte principios universales con los que abrir la puerta y traspasar el umbral y puente para descubrir nuestra alma.

Los dígitos del año suman 5. Hablamos de integración, lo vivido y conscientemente construir con ellas un umbral, un puente que nos permita cruzar al otro lado del espejo, para deshacer los espejismos en nuestra vida que nos llevan a la exclusión, a la desconexión a la conexión fantasiosa, expansiva, egoica y desconectada del Ek, que va a definir todo el año. De otra manera el umbral del 5 define diferencias, desconexiones, riberas diferentes, separadas por emociones, que ponen una energía en movimiento, que agranda y expande la  diferencia como irreconciliable, por la que el Ser paga un precio muy alto, bloqueando el puente a la conexión con el EK presente en todo y todos.

El 5 hace referencia al fruto que obtenemos de nuestras acciones -3-. Nuestras acciones para este nuevo año, pueden estar ligadas a semillas -1- que hemos ido plantando en nuestra vida ; a nuestra intención de conocernos, pues somos árboles que dan buen fruto si las aguas -2- que lo nutren son la verdad universal y divina. Está en nuestra voluntad (1) mantener el árbol que va a dar fruto alimentado de aguas puras y cristalinas, reconociendo nuestros apegos y patrones, aceptando nuestra necesidad de superarlos y estando de acuerdo, con la práctica de nuestra disciplina personal, meditativa de oración de consideración. Nuestras acciones darán frutos que llevarán semillas para comenzar otro ciclo de crecimiento

 1

El año 2021, con el enfoque sobre los números, 1, 3, 5 puede llevarnos a un nuevo comienzo a través de nuestras acciones basado en el Ek (1), reconociendo que el Ek trasciende el plano personal conectándote con toda la humanidad.

¿Cómo nos manifestamos -3- desde la identidad del UNO- EK? Sacrificando (5) tus miedos al otro – para permanecer en el EK y siendo proactivo para ser puente entre posiciones extremas.

SAT NAAM

Atma Dharam Singh & Namhari Kaur

 

No comments yet.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.